Francisco de Aldana. ¿Cuál es la causa, mi Damón…

Este soneto es un diálogo entre dos amantes que utilizan nombres poéticos, Damón y Filis,. Se preguntan por su pasión insatisfecha a pesar de haber unido sus cuerpos. Es un soneto cargado de sensualidad pero que valora enormemente la unión espiritual, más difícil que la unión física que, por otro lado, describe de forma muy explícita.