Pedro Flores. El inútil

Un poema de un escritor canario, Pedro Flores, que no necesita de explicaciones. Y es que dedicarse a cosas de letras está muy mal visto en esta sociedad. Incluyo el audio recitado por mi amiga Arianne Casas.

Madre, tú tenías razón,
este no es oficio serio.
Tuve que haber aprendido a usar mis manos
para algo más que no fuese
erigir balaustradas movedizas
hacia firmamentos inciertos.
Yo que tenía tan buena cabeza…
Yo que hubiese sido tan buen vendedor.
«Qué necesidad tenías, hijo,
de ir por ahí debiendo una vela
a cada santo».
Pero soy un inútil, vieja,
a lo más que he llegado en esta vida
es a pretender dar de abrevar
al caballo flaco de un hidalgo de bruma
que en las noches señoreadas
por los estertores de la nevera asmática,
sin que tú lo vieras,
cabalgaba los angostos pasillitos de casa
tratando de no pisar los sueños
que se agolpaban temblando tras la puerta
huyendo de nuestras camas.
Tú tenías razón,
este no es oficio serio.
Pero tiene que haber de todo;
gentes que son devoradas,
y gentes, madre,
que son pura hambre.

Deja tu opinión

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.