Literatura en la actualidad

Este es un tema en constante actualización. Ofrecemos una visión general para Secundaria que se puede complementar con multitud de textos.

1– CONTEXTO HISTÓRICO

 El nuevo siglo empezó en España, el gobierno del Partido Popular (hasta 2004), al que siguió el gobierno del PSOE y luego, de nuevo, el Partido popular.

Tras una primera etapa de bonanza económica y de progreso, todos los países se vieron afectados por una crisis mundial, que comenzó con grandes estafas económicas, que giraban en torno a las hipotecas basura.

2– LA POESÍA

 Los poetas del siglo XXI continúan las mismas líneas poéticas que sus predecesores. Debemos destacar la poesía escrita por mujeres. Estas poetisas están abiertas al mundo, que explicitan sin tapujos (tanto las diferencias de clases como las relaciones eróticas).

Las tendencias de la poesía son las mismas que las que hemos estudiado en la unidad anterior. Debemos destacar el fenómeno literario de los premios, que afecta a toda la literatura del XX y del XXI. Por lo que se refiere a la poesía sobresale el Premio Cervantes. Se trata de un galardón otorgado una vez al año, a determinados escritores, en reconocimiento de la labor literaria. Está considerado el galardón más importante de la Literatura Española. Se entrega el 23 de abril, coincidiendo con la celebración del Día del Libro, instituido en esa fecha, ya que se conmemora así la muerte de Cervantes. El año 2006 es un año importante, ya que ese año obtuvo el premio Cervantes, Ramón de Gamoneda, uno de los poetas españoles más importantes de esta época, que supo unir los problemas existenciales del ser humano con la renovación formal, imperante.

2– LA NARRATIVA

También en la narrativa del siglo XXI continúan las mismas tendencias que en el siglo anterior. Las características de esta literatura podemos resumirlas con las siguientes palabras: mezcla (tanto de tono, como de tipos de argumentos), Internet (inclusión de nuevas tecnologías). Se trata de una literatura en la que se valora el idioma, que une a España con todos los países de Hispanoamérica.

Debemos destacar la proliferación de revistas literarias que no solo reúnen críticas acerca de los libros, sino también organizan eventos conmemorativos. Todos los periódicos, en formato papel, editan un suplemento cultural, un determinado día a la semana.

El fenómeno cultural de los “premios” (al que aludíamos en el epígrafe anterior) también está presente en el mundo de la narrativa. De hecho, e la portada de cualquier novela, aparece el tipo de premio que ha obtenido, ya que esto es un reclamo, para las posibles ventas.

Los autores que destacan en este momento, ya iniciaron su andadura literaria anteriormente. Destacamos a Eduardo Mendoza, Antonio Muñoz Molina, Arturo Pérez-Reverte, Manuel Vázquez Montalbán y Almudena Grandes.

La novela negra es uno de los géneros más cultivados de este momento, siguiendo la tendencia del siglo anterior. Un maestro en este tipo de narraciones es Eduardo Mendoza (La aventura del tocador de señoras) y Domingo Villar (La playa de los ahogados). Eduardo Mendoza domina el lenguaje español y los argumentos de sus novelas son, multitud de veces, sarcásticos y corrosivos. Este autor, en sus últimas novelas, ha rescatado la figura del delincuente loco del El misterio de la cripta embrujada.

3– EL TEATRO

Muchos son los escritores que escriben obras de teatro (Antonio Gala, Luis Alonso de Santos, José Sanchis Sinestierra, Ana Diosdado…). No obstante, poner en escena una obra teatral requiere un presupuesto elevado y el público no lo mantiene (como en otras épocas).

Las obras de teatro del siglo XXI son obras de grupos teatrales, más que obras de autor. Hemos estudiado los siguientes grupos, que continúan estrenando sus obras en el siglo XXI: Dagoll Dagom, Tricicle, Els joglars, La Fura del Baus. Pero mantener una compañía teatral es algo económicamente muy difícil.

Es de destacar la labor encomiable del Centro Dramático Nacional que forma a los autores noveles y pone en escena obras del teatro clásico español, de los Siglos de Oro.

Una tendencia del teatro de esta época es transformar novelas en obras de teatro. Una obra de gran éxito es Cinco horas con Mario.

El enredo de la bolsa y la vida.

A decir verdad, pocas personas podían dar testimonio más fiel que yo de su dilatada vida profesional, pues lo cierto es, por si algún lector se incorpora al recuento de estas andanzas sin conocimiento previo e mis antecedentes, que en el pasado estuve recluido injustamente aunque esto ahora no venga a cuento, en un centro penitenciario para delincuentes con trastornos mentales y que dicho centro lo regentaba con carácter vitalicio y métodos poco gentiles el doctor Sugrañes, razón por la cual surgieron entre él y yo, como es de suponer, pequeños malentendidos, ligeras discrepancias y unas cuantas agresiones físicas en las que yo llevé casi siempre la peor parte, aunque en una ocasión le rompí las gafas, en otra le desgarré el pantalón y en otra le partí los dientes.

Pero lo más probable, me dije después de leer y releer la invitación, era que el doctor Sugrañes deseara coronar su carrera sin guardar rencor hacia alguien con quien había convivido tanto tiempo y a quien había dedicado tantos esfuerzos profesionales, emocionales y hasta físicos. Respondí, pues, aceptando agradecido la invitación y confirmando mi asistencia al acto. Y como éste era solemne y el lugar, por así decir, de campanillas, pedí prestado un traje de franela gris más o menos de mi talla y lo complementé con una corbata de color carmín y un clavel reventón en la solapa. Con este atuendo creía haber dado en el clavo, pero no fue así.

Apenas comparecí, en el día y hora indicados, a la puerta del augusto coliseo y presenté la invitación, unos ujieres me separaron del resto de los asistentes, me condujeron a un cuartucho destartalado y en un tono que no admitía réplica me hicieron desvestir. Cuando sólo conservaba sobre mi persona los calcetines, me pusieron una bata de hospital de nilón verde, cerrada por delante y sujeta por detrás mediante unas cintillas, que dejaba al descubierto los glúteos y sus concomitancias. De esta guisa me llevaron más por fuerza que de grado a un salón amplio suntuoso abarrotado de público, y me hicieron subir a la tarima, junto a la cual, revestido de toga y birrete, roraba el doctor Sugrañes. A mi aparición siguió un silencio expectante, que rompió el conferenciante para presentarme como uno de los casos más difíciles a los que había debido enfrentarse a lo largo de una vida enteramente dedicada a la ciencia. Señalándome con un puntero describió mi etiología con profusión de tergiversaciones. Repetidas veces traté de defenderme de sus acusaciones, pero fue en vano: en cuanto abría la boca, las risas del público ahogaban mi voz y con ella mis fundadas razones.

Eduardo Mendoza (adaptación)

ACTIVIDADES

1– Haz un esquema de los contenidos del tema.

2– Infórmate sobre el Premio Cervantes y contesta a las siguientes preguntas:

  • ¿Qué es?
  • ¿Cuándo se otorga y a quién?
  • ¿Qué nacionalidad deben tener los galardonados?

3– Además del Premio Cervantes, ¿qué otros premios destacan en la Literatura española?

4– Cuando empleamos el sintagma “literatura de mujeres” ¿a qué aludimos?

5– ¿Has visto en la televisión o en directo alguna obra de las compañías Dagoll Dagom, Tricicle, Els Joglars, La Fura del Baus? Escribe de qué trata la que hayas visto o busca información en internet.

6– Lee con atención el texto de Eduardo Mendoza:

  • Cuenta con tus palabras cómo fue una de las agresiones del enfermo (a las que se alude en el texto) con el doctor Sugrañes.
  • Enumera las características de la novela que se observan.
  • Investiga sobre Eduardo Mendoza. ¿Qué obras ha escrito? ¿Qué premios ha recibido?

7- Lee el fragmento de Malena es nombre de tango de Almudena Grandes y responde:

  • ¿Qué quiere decir Magda con sus palabras?
  • ¿Estás de acuerdo con lo que dice?
  • Investiga sobre Almudena Grandes. ¿Qué obras ha escrito? ¿Qué premios ha recibido?

—¿Sabes cuál es la única diferencia entre una mujer débil y una mujer fuerte, Malena? –me preguntó Magda, y yo negué con la cabeza–. Que las débiles siempre se pueden montar en la chepa de la fuerte que tengan más a mano para chuparle la sangre, pero las fuertes no tenemos ninguna chepa en la que montarnos, porque los hombres no valen para eso, y cuando no queda más remedio, tenemos que bebernos la nuestra, nuestra propia sangre, y así nos va.

Malena es un nombre de tango. Almudena Grandes

Libros Marea Verde. Para descargar el libro completo puedes pinchar aquí

Deja tu opinión

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.