El Romanticismo. Aproximación teórica

Esta entrada pretende ofrecer una visión general de la literatura romántica española que facilite al alumnado un acceso adecuado a los textos contextualizando cada obra.

Contexto histórico

Los sucesos que tuvieron lugar en España impidieron que el Romanticismo entrara en el país a principio de siglo (tal como ocurrió en Inglaterra, Francia o Alemania). Esos sucesos fueron los siguientes:

  • La invasión francesa: El pueblo español se levantó en armas en 1808 contra los franceses que les habían invadido. Se inició entonces la guerra de la Independencia que ganaron los españoles.
  • El gobierno de Fernando VII: era un gobierno absolutista, en el que la censura y la Inquisición llevaron al exilio a muchos liberales. La oposición ideológica y política entre liberales y absolutistas (y monárquicos) dominará durante todo el siglo.
  • La inestabilidad política y las luchas por el poder a la muerte de Fernando VII al cual sucedió su hija Isabel II.

El Romanticismo se introdujo en España con una serie de artículos publicados en el periódico por Nicolás Böhl de Faber. Así, el inicio del Romanticismo fue meramente teórico. Estos artículos provocaron una polémica entre defensores de las nuevas ideas y detractores de las mismas, llamada “polémica Böhl de Faber”. El Romanticismo duró muy poco tiempo en España y dos grandes poetas (Gustavo Adolfo Bécquer y Rosalía de Castro) son postrománticos.

Características

  • El Romanticismo es producto de una profunda crisis que se manifiesta en las ideas y en la estética.
  • El romántico protesta contra los valores impuestos por el mundo burgués.
  • El romántico defiende el poder creador del espíritu y el derecho a la imaginación, los sentimientos y la pasión.
  • La libertad lo rige todo. De esta libertad se derivan las características más importantes del Romanticismo:
  • Rechazo de la realidad y huida de ella por medio de la imaginación. Se rebelan contra la realidad y se evaden refugiándose en países exóticos y lugares y épocas lejanas, especialmente la Edad Media.
  • La expresión de los sentimientos es una preocupación obsesiva.
  • El paisaje es un reflejo del estado anímico. Dominan los lugares tenebrosos y lúgubres.
  • En cuanto a la técnica y a la estructura, hay una mezcla de todos los estilos y tonos.

Géneros y autores

Narrativa

Las leyendas son un género típicamente romántico, ya que una leyenda puede aglutinar muchas de las características románticas: misterio, paisaje tenebroso, ruinas, cementerios, épocas lejanas… Bécquer es el escritor más importante de este género. Títulos de sus obras son “Maese Pérez, el organista”, “Los ojos verdes”, “El monte de las ánimas”, “La cueva de la mora”…

La novela se inicia, con gran éxito, la novela histórica. La más importante es El señor de Bembibre de Enrique Gil y Carrasco.

También tienen gran popularidad las obras costumbristas, que describen tipos y costumbres sociales y populares, con una intención didáctica: mejorar la sociedad. Destacan Mesonero Romanos y Estébanez Calderón. Más que novelas son cuadros costumbristas.

La poesía narrativa en este siglo es muy importante. Se trata de narraciones, escritas en verso.

El autor más prolífico es José de Espronceda, que escribió dos poemas largos: El estudiante de Salamanca, que narra la historia de Félix de Montemar, libertino y pendenciero donjuán, que ve pasar su propio entierro; y El diablo mundo que contiene el famoso Canto a Teresa , dedicado a la mujer que más amó. Esta última obra es una mezcal de poesía narrativa y poesía lírica.

La lírica

La lírica romántica no triunfará en España hasta la década de los 30. A mitad de siglo, surge un nuevo movimiento: el Realismo, sin embargo, en este momento destacan los dos grandes poetas románticos: Bécquer y Rosalía de Castro (considerados poetas postrománticos, ya que escriben durante la 2º mitad de siglo, momento en el que dominaba el Realismo).

Debemos reseñar las siguientes características:

  • Existe una gran renovación de la forma, en todos los ámbitos y especialmente en la poesía.
  • La expresión de los sentimientos es lo más valorado por los escritores románticos.
  • Emplean todo tipo de estrofas e incluso mezclan diferentes metros en un mismo poema.

Los temas más importantes son los siguientes:

  • El amor: ocupa un lugar preponderante. Es un amor apasionado y vehemente, muchas veces imposible.
  • La muerte y otras preocupaciones religiosas.
  • Motivos sociales y políticos: Destacan personajes rebeldes o marginados.

Los autores más importantes:

  • José de Espronceda (autor que hemos estudiado en la poesía narrativa) y cuya vida estuvo llena de acontecimientos típicos de esta época (exilio, rapto de una mujer, actividades clandestinas…). Escribió multitud de poemas líricos, dedicados a personajes marginales (“Canción del pirata”, “El mendigo”, “El reo de muerte”…). “El Canto a Teresa al que hemos aludido antes, es un lamento lírico, una elegía, dirigido a la mujer que más amó y cuya muerte maldecía. Observa estos versos
  • Gustavo Adolfo Bécquer tuvo una vida triste (huérfano, matrimonio fracasado…). En este poeta se basa gran parte de la poesía española posterior. De él nace la poesía moderna ya que su Romanticismo evolucionó hasta lograr una nueva sensibilidad y un léxico poético antirretórico, alejado del de sus predecesores. A causa de este nuevo modo de escribir, podemos considerar que su poesía es intimista, es decir, ahonda en el espíritu humano y en los sentimientos que lo mueven. Escribió una obra lírica, Rimas. Esta obra sufrió muchos avatares en su publicación. Todas las rimas pueden agruparse en torno a cuatro temas: la creación poética, el amor esperanzado, el fracaso del amor y, por último, la angustia y la soledad.

Son poemas breves y sencillos que contrastan con la literatura romántica anterior, que manifestaba una gran ampulosidad,. Muchas de ellas semejan una conversación íntima.

No siguen una forma estrófica conocida, aunque predominan los versos heptasílabos y endecasílabos, combinados a gusto del poeta, generalmente con rima asonante.

  • Rosalía de Castro también tuvo una vida desgraciada (huérfana, muerte de un hijo, matrimonio infeliz…). Es la representante del renacimiento gallego, llamado Rexurdimento (escribe en castellano y gallego). Su poesía es también intimista como la de Bécquer. Escribió Cantares galegos. Y Follas novas, donde manifiesta la preocupación social por las gentes de Galicia. Su obra en castellano es A orillas del Sar, en la que predomina una voz poética sencilla y auténtica, en versos muy largos.

El teatro romántico

También se utiliza el nombre de “drama romántico” para referirnos a este género. Es interesantes señalar que el edificio teatral donde tienen lugar las obras, experimenta grandes modificaciones, que permiten mejorar los decorados y también que el teatro sea más agradable.

Características

  • Ruptura de la regla de las tres unidades.
  • La libertad de creación es el valor supremo, por eso se mezclan los géneros y se emplea indistintamente el verso y la prosa.
  • El drama histórico es el más empleado, aunque predominan los anacronismos, ya que el objetivo es plantear un problema social no reconstruir el ambiente histórico.
  • Las obras están divididas en tres, cuatro o cinco actos y tienen numerosas acotaciones explicativas.
  • Los personajes más importantes son los protagonistas. Los demás personajes asisten a su amor imposible. Los protagonistas son seres heroicos: el hombre suele se r de origen noble y la mujer reúne todas las virtudes.
  • El tema más importante es el amor, un amor fatídico que arrastra a quien lo padece hasta la muerte. Otro tema es la libertad.
  • Se acumulan las escenas truculentas y hasta inverosímiles en escenarios misteriosos como criptas, cementerios…

Autores y obras

  • Don Álvaro o la fuerza del sino del Duque de Rivas. Don Álvaro y doña Leonor viven una relación prohibida. Tras complicados avatares, don Álvaro mata primero al padre y después, en sendos duelos, a los hermanos de doña Leonor. Uno de ellos, moribundo, mata a su vez a la dama. Don Álvaro se arroja desde un precipicio gritando «Soy un enviado del infierno, soy un demonio exterminador».
  • El trovador de Antonio García Gutiérrez. Es un drama inspirado ambientado en la Edad Media. El doncel Manrique es un trovador, pero en realidad es vástago de un noble zaragozano. Él y su hermano desconocido, Antonio de Artal, pretenden a Leonor. El doncel la rapta y huyen. Al ser descubiertos, encierran al trovador y Leonor se suicida.
  • Los amantes de Teruel de Hartzenbusch la historia desgraciada de amor entre dos jóvenes: Isabel de Segura y Juan Martínez de Marcilla que terminará con la muerte de ambos.
  • Don Juan Tenorio de José Zorrilla. Es una refundición de El burlador de Sevilla de Tirso de Molina y No hay deuda que no se pague ni plazo que no se cumpla de Antonio Zamora (siglo XVII). Es la obra más representada del teatro español. Su éxito depende de la unión de varios elementos: el acierto en la caracterización de don Juan, y los valores de doña Inés (sobre todo el amor), por los que se salva don Juan. Podemos afirmar que gran parte del éxito que tuvo se debe a que representa los valores del Romanticismo católico (propio de España en contraposición a lo que sucede en Europa donde la rebeldía también es hacia el catolicismo).

El periodismo y el ensayo

Durante el siglo XIX la importancia de la prensa fue creciendo, gracias a las mejoras técnicas. La prensa ocupó un lugar importante como vehículo transmisor de las ideas políticas. Durante el reinado de Fernando VII la prensa estuvo controlada por la censura, pero a la muerte del Rey hubo muchas más publicaciones. Los ensayos se escribían y divulgaban en los periódicos. Destacan Nicolás Böhl de Faber (con la polémica sobre las nuevas ideas, con la que se abrió el siglo) y el historiador Modesto Lafuente. Pero el autor más importante es Mariano José de Larra. Los datos de la vida y la obra de Larra que debemos conocer son:

  • Su vida estuvo dedicada por completo a defender los ideales de progreso, mediante el periodismo.
  • Utilizó como seudónimos El Duende, Andrés Niporesas, Fígaro y escribió artículos de costumbres, con una actitud muy crítica hacia los españoles, sus defectos y sus costumbres, tal como se observa en “Un castellano viejo”, “En este país”, “Vuelva usted mañana”. También escribió artículos políticos y de crítica literaria, sobre todo de teatro.

Libros Marea Verde. Para descargar el libro completo puedes pinchar aquí

Speak Your Mind

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.