Derivación

La derivación es el procedimiento más eficaz para la creación de nuevas palabras. Es un texto introductorio sobre la derivación. Conviene investigar antes sobre las palabras simples y los morfemas flexivos. 

DERIVACIÓN

Recuerda todo lo que sabes del concepto de derivación. Llamamos derivación al procedimiento que utilizamos para formar palabras nuevas, añadiendo al lexema un prefijo o un sufijo.

DERIVACIÓN NOMINAL CON PREFIJOS Y SUFIJOS

Los prefijos son morfemas derivativos que se anteponen a la base léxica o lexema, con el fin de formar una palabra nueva. Generalmente, los prefijos no cambian la categoría gramatical de la palabra. Por ejemplo del sustantivo novio, obtenemos exnovio. Los sufijos son morfemas derivativos que se posponen a la base léxica o lexema. Son más abundantes y variados que los prefijos y poseen significados muy diferentes. Los sufijos sí pueden cambiar la categoría gramatical de la palabra a la que se añaden.

 

DERIVACIÓN ADJETIVAL

Con la derivación adjetival ocurre lo mismo: puede formarse por medio de prefijos o por medio de sufijos.

Generalmente, los prefijos no cambian la categoría gramatical de la palabra. Por ejemplo, del sustantivo moral, formamos amoral (al añadirle el prefijo a-). Son más abundantes y variados que los prefijos y poseen significados muy diferentes. Los sufijos sí pueden cambiar la categoría gramatical de la palabra a la que se añaden. Se pueden formar adjetivos a partir de sustantivos y verbos y, menos frecuentemente, a partir de adjetivos. Por ejemplo del sustantivo aceite formamos aceitoso. Del verbo vagar formamos vagabundo.

Podemos decir que algunos sufijos “se especializan” en formar sustantivos, o adjetivo. Por ello, según el valor del sufijo, nos encontramos con:

  • Sufijos nominalizadotes: Son sufijos que añadimos a un lexema para formar un sustantivo. Por ejemplo el sufijo –dad, unido al adjetivo cruel, da como resultado crueldad.
  • Sufijos adjetivadores: Se trata de sufijos que permiten formar adjetivos. Esto ocurre con el sufijo –al, en trimestral (formado a partir de trimestre).

 

Según la acción que haga el sufijo, hablamos de:

  • Sustantivos deverbales: Son aquellos sustantivos formados a partir de un verbo: si al verbo velar le añadimos el sufijo –torio, el resultado es velatorio.
  • Sustantivos denominales. Son sustantivos formados a partir de otro sustantivo. Si al sustantivo golpe le añadimos el sufijo ­–azo, el resultado es golpetazo
  • Sustantivos deadjetivales. Se trata de sustantivos que se forman a partir de adjetivos. Por ejemplo a partir del adjetivo bobo formamos el sustantivo bobería.

 

ACTIVIDADES

1– Elabora una lista de sustantivos y adjetivos con los prefijos que te damos.

a-, an- ana- anti- archi- auto- dis- end(o), hemi- , hiper-, hipo , para- , peri- .

 

Di después:

  • Si se trata de un sustantivo o de un adjetivo.
  • ¿A partir de cuál se ha formado?
  • ¿Ha cambiado la categoría de la palabra?

2– Haz lo mismo que en el ejercicio anterior, con esta lista de sufijos:

acho, -aco,-ada, – aje, – ajo, – algia, – ción, -cito, -zuelo/, -cracia, -dor, -dura, -erio,

-fobia, -foro, -ico, -itis, -metría, -ología, -itis

 

 

3– Existen unos sufijos denominados diminutivos y aumentativos. Los utilizamos, generalmente, para indicar tamaño mayor o menor; aunque, debemos recordar, que muchas veces tienen un valor afectivo. Analiza las siguientes palabras, separando el sufijo e indicando su valor: momentito, cerrojazo, chicuelo, mesita, corazoncito, mujerzuela, calorcito, frescurri, casona.

4– Haz una lista de diez sufijos especializados en formar nombres y otros diez especializados en formar adjetivos.

Opina

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE