Berceo y el Arcipreste.

Ofrecemos un milagro de Nuestra Señora de Berceo y un fragmento de El libro de buen amor, de El Arcipreste de Hita. Se pide al alumnado la búsqueda de información sobre estos dos autores y sobre el periodo en general.


LECTURA EN VOZ ALTA

 

Había un ladrón malo que prefería hurtar

a ir a las iglesias o a puentes levantar;

solía con lo hurtado su casa gobernar,

tomó costumbre mala que no podía dejar.

Entre todo lo malo tenía una bondad

que al final le valió y le dio salvedad:

creía en la Gloriosa de toda voluntad,

y siempre saludaba hacia su majestad.

Como aquel que mal anda en mal ha de caer,

una vez con el hurto lo hubieron de prender;

como ningún consejo lo pudo defender

juzgaron que en la horca lo debían poner.

Lo llevó la justicia para la encrucijada

donde estaba la horca por el concejo alzada,

cerráronle los ojos con toca bien atada,

alzáronlo de tierra cuando alzarlo quisieron,

cuantos estaban cerca por muerto lo tuvieron:

mas si antes supiesen lo que después supieron

nunca le hubieran hecho todo lo que le hicieron.

La Madre gloriosa, tan ducha en acorrer,

la que suele a sus siervos en las penas valer;

a este condenado quísolo proteger,

recordose el servicio que solía hacer.

Puso bajo sus pies, donde estaba colgado,

Puso bajo sus pies, donde estaba colgado,

sus manos preciosísimas; túvolo levantado:

no se sintió por cosa ninguna embarazado,

ni estuvo más a gusto nunca, ni más pagado.

Al fin al tercer día vinieron los parientes,

vinieron los amigos y vecinos clementes;

venían por descolgarlo arañados y dolientes,

pero estaba mejor de lo que creían las gentes.

Y estuvieron de acuerdo toda esa mesnada

en que los engañó una mala lazada,

que debían degollarlo con hoz o con espada:

por un ladrón no fuera la villa deshonrada.

Fueron por degollarlo los mozos más livianos

con buenos serraniles, grandes y bien grandes:

metió Santa María entre medio las manos

y quedaron los cueros de su garganta sanos.

Lo dejaron en paz que siguiese su vía,

porque no querían ir contra Santa María;

su vida mejoró, se apartó de locura,

cuando cumplió su curso muriese de su día.

A madre tan piadosa, de tal benignidad,

que en buenos como en malos ejerce su piedad,

debemos bendecirla de toda voluntad :

aquél que la bendijo ganó gran heredad.

Milagros de Nuestra señora. G. de Berceo

 

EFECTOS DEL AMOR

Hace perder la vista y acortar la vida,

quita todas las fuerzas si se toma sin medida,

hace temblar los miembros, toda cordura olvida:

donde hay mucho vino, toda cosa está perdida.

En todas tus acciones, en hablar y en lo demás,

escoge la mesura y lo que es habitual,

como en todas las cosas la mesura es principal,

así, sin la mesura, todo parece mal.

Ante ella no alabes otra de buen parecer,

pues al punto lo harás enseguida entristecer:

pensará que a la otra querías mejor tener,

tal achaque podría tu empeño entorpecer.

Sé como la paloma, limpio y mesurado,

sé como el pavo real, lozano, sosegado,

sé cuerdo y no sañudo, ni triste ni airado,

en esto se esmera el que etá enamorado».

 

Libro de buen amor. Arcipreste de Hita

 

COMPRENSIÓN

1– Enumera los efectos del amor sobre las personas. Dirías que tales efectos son buenos o malos según el Arcipreste de Hita. Justifica tu respuesta.

2– ¿Qué consejos se ofrecen al enamorado para tener éxito? ¿Crees que tales consejos tienen vigencia hoy en día?

3– ¿Qué recursos literarios utiliza el Arcipreste?

4– Resume el cuento de Gonzalo de Berceo.

5– Analiza la estructura del milagro narrado por Berceo.

  • Situación inicial.
  • Características del protagonista.
  • Intervención de la Virgen.

6– Compara la métrica de los dos textos. ¿Qué tienen en común?

 

EXPRESIÓN

1– Describe los efectos que provoca una situación como la que describe el Arcipreste. Puedes elegir alguno de los que te proponemos o escoger otro:

  • Enamoramiento.
  • Contemplación de un paisaje oo una obra de arte.
  • Lectura.
  • Escuchar una canción.
  • El olor a tierra mojada.
  • Resolver un problema de matemáticas muy difícil.
  • Un reencuentro.
  • Que te sorprendan
  • Una ruptura.

2– Imagina que trabajas en la sección de “Consejos” de una revista juvenil. Aconseja a los lectores qué deben hacer para conseguir éxito en el amor.

3– Reescribe el milagro de Berceo como si se tratara de una noticia de prensa.

 

BUSCA INFORMACIÓN

1– Investiga sobre la ruta de las letras castellanas. Traza un recorrido señalando en un mapa lugares emblemáticos.

2– Averigua por qué se llama “Libro de buen amor”, quién le puso ese nombre y qué cosas resultan controvertidas en cuanto a la intención del autor

3– Busca otro milagro de Gonzalo de Berceo. Escenificad el contenido en clase. También podéis elaborar un video utilizando marionetas y proyectarlo después.

Deja tu opinión

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.