Arturo Maccanti. Estación de milagros

Un poema de Arturo Maccanti en torno a la primavera, procedente de No es más que sombra.

Te miramos nosotros, de la raza de quien se queda en tierra
Eugenio Montale

Presentimos que llegas, primavera celeste,
sobre las islas, complacencia exaltada
del mar, bajo las nubes, golpeando
con tu ariete de luz estas rocas desiertas.

Tu tiempo de embriagarnos
breve será, pues los días resbalan:
apenas un erial de tabaibas, el viento
siroco y la desazón de vivir
a la deriva en naves
batidas por oleajes incansables.

Siempre supimos que vendrías,
gozosa de aliviar nuestra pobreza,
y que te irás cantando el esplendor,
fuertemente abrazada
a la brisa del mar, siempre conformes
con tu llegada por el vilo del agua,
con tu extinción después, como sol, en los párpados.

Pero ahora tu pie, estación de milagros,
toque fugaz la orilla de esta tierra,
su parvedad de mundo.

No es más que sombra, 1993-1994

Deja tu opinión

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.